martes, 9 de febrero de 2010

Con un poco de estrés



Hay estrés del bueno y del malo, como de colesterol.

Hace miles de años lo que producía estrés a nuestros antepasados prehistóricos era la percepción de las amenazas que formaban parte de su vida.
Era imprescindible para sobrevivir, tener capacidad de respuesta inmediata para atacar o huir. Las condiciones de vida eran muy duras y tenían que demostrar, fuerza y resistencia, para vencer todo tipo de peligros.
Gracias a esa capacidad de sobreesfuerzo, la especie sobrevivió.

Hoy raramente podemos luchar o huir. Las energías liberadas, si no son utilizadas, muchas veces se vuelven hacia uno mismo. Si la situación estresante pasa rápido, el cuerpo compensa los efectos de la activación. Sin embargo, bajo una situación de estrés constante se desarrolla una disposición de alarma permanente y nuestro cuerpo- mente se agota, nos bloqueamos y enfermamos.

Pero el estrés nos ayuda a ponernos en movimiento.

El estrés incentiva el desarrollo posterior y motiva al rendimiento. Todos los esfuerzos mentales o físicos, todo proceso de solución de problemas, requiere de una cantidad determinada de energía de estrés.

El estrés es en primera línea positivo. Sólo demasiado estrés provoca enfermedades.
La relación entre rendimiento y estrés es igual a una curva en forma de "U" invertida (ver el gráfico).



El rendimiento excelente ocurre en la cúspide de la figura.
Los retos despiertan nuestro interés, nos sacan del aburrimiento, aumentan nuestra motivación y focalizan nuestra atención.
La atención selectiva aumenta cuando existe cierta tensión. Cuando se acerca la fecha de un examen, el plazo para la entrega de un trabajo o simplemente cuando sabes que el jefe te está mirando.

Para conseguir mejorar tu rendimiento:

-Sal de tu "zona de confort". Mantenerte en ella promueve el estancamiento, el desinterés y el aburrimiento.

-Inicia nuevos retos, nuevas relaciones. No te encasilles.

-Cambia hábitos y rutinas.

-Atrévete a hacer  cosas distintas de las que has hecho hasta ahora.

-Viaja más e interesáte por nuevas culturas.

-Adquiere nuevos compromisos.  Participa de forma activa en eventos de tu circulo social, algún voluntariado o acepta un cargo en tu comunidad..

 Dosifíca tu estrés. Intenta mantenerte el mayor tiempo posible en la cúspide de la "U" invertida.

La vida te sabrá mejor.

Que tengáis un buen día.
Montse

referencias:www.psitec.cl/gifs/estres/yerkes_dodson.gif
                  Inteligencia social de D.Goleman             

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Puedes escribir un comentario.